Se viene "Agents of S.H.I.E.L.D."

El mundo geek está de parabienes con el próximo estreno (el mes que viene) de la serie “Agents of S.H.I.E.L.D.”
En esta última década hemos visto una seguidilla de films sobre superhéroes basados en los comics de Marvel, los cuales han desembocado en ese gran film del año pasado que fue “The Avengers”.

¿De qué la va la serie?
Como decíamos en la intro, la serie está basada en el “universo Avenger” y podríamos decir que sería un spin-off de las películas. Aquí, el agente Coulson recluta a un nuevo grupo de personas “con habilidades”. El trailer, a continuación:


El encargado de la serie es Joss Whedon, un capo en esto de escribir universos, y esta sería la oportunidad perfecta para que vuelva a tener un éxito en la TV, ya que a sus últimas producciones no les ha ido bien en la pantalla chica. No por su calidad, sino por tratar con ejecutivos estúpidos.
Tal vez lo recuerden por series como Buffy la cazavampiros (donde revertía el papel de la rubia que huía y era asesinada por los monstruos, convirtiéndola en la heroína); su spinoff, Angel, que relataba la historia de un vampiro con alma buscando la redención en las calles de Los Angeles; Firefly, una de las mejores series de ciencia ficción de la década pasada; o Dollhouse, donde un grupo de personas vivían con un estado mental casi infantil inducido, y cuando eran requeridos para ciertas misiones, en su cerebro les cargaban determinadas personalidades y capacidades.
Además, tiene un gran trabajo como guionista o como asesor de diálogos en muchas producciones, muchas de ellas no acreditadas.

Desde este humilde espacio, tenemos un par de sugerencias que me gustaría ver en esta prometedora serie:

– Apariciones estelares:
Siendo parte del universo cinematográfico de Marvel, sería bueno contar con algún cameo del inmenso casting que tuvo la serie. Obviamente, actores como Robert Downey Jr., Scarlett Johansson o Samuel Jackson tienen mucho trabajo y deben cobrar bastante, por lo que su participación elevaría mucho los costos del episodio. Pero actores que aún no cobran sueldos con tantos ceros, como por ejemplo Mark Ruffalo o Jeremy Renner, podrían ser aprovechados en algún capítulo especial (se me ocurre, por ejemplo, un final de alguna temporada) antes que su fama aumente.

– Expandir el universo
Whedon está frente al desafío de mostrar un universo previamente creado por otros. Sin embargo, es un universo para expandir mas allá de los comics originales, agregando más personajes, más misterios, profundidad.

– Mantener la calidad
Si hay algo que la historia televisiva nos enseño es que es más difícil hacer para este medio una producción de personas “con habilidades especiales” que en el cine.
“The 4400” empezó bien, pero luego comenzó a sumar altibajos. “No ordinary family” era un embole. Y “Heroes”, bueno… dejémoslo en palabras de Sheldon Cooper.


– Agente Maria Hill.
Según botonea Imdb, está anunciada al menos, para el episodio piloto. Y ahora que “How I met your mother” está por comenzar su última temporada, tal vez sea una buena idea traer a Cobie Smulders como invitada regular, o como parte del main cast.

– Traigan actores del universo de Whedon
Whedon siempre lo ha hecho. Actores que han ocupado papeles preponderantes en algunas de sus series han aparecido como secundarios, cameos o invitados en otras.
De hecho, en la lista de Imdb aparecen J. August Richards, quien interpretaba al cazador Gunn en “Angel”, y Ron Glass (el pastor Book, de “Firefly”).
Pero sería interesante ver desfilar en algún (o algunos) capítulos a Eliza Dushky, Alan Tudyk, Amy Acker o Alexis Denisof.

Mas allá de esto, la serie promete. Y confío que será una de las series del año.

Mirta, de regreso

Ya teníamos bastante lidiando con el photoshoppeador de Susana (probablemente el tipo que más debe laburar en todo el territorio nacional) y ahora tenemos un nuevo contendiente.
Acá en la nota la mandan al frente a la diva, por eso queremos anunciarles al… ¡photoshoppeador de Mirta Legrand!

Y es que es cierto…
Al photoshoppeador se le fue un poco la mano.

Tengamos cuidado muchachos, no vaya a ser que con esta obsesión de hacerla parecer más joven de lo que es, un día nos encontremos con algo así: