Top 5: ¿Qué hacemos un 5 de noviembre?

Remember, remember the 5th of November decía el personaje conocido como “V” en el film “V, de venganza”, mientras homenajeaba a Guy Fawkes y colocaba bombas en construcciones londinenses destinadas a la justicia (las construcciones, no las bombas).

Por eso, aprovechemos la teoría de que todo está relacionado con todo y pensemos actividades culturales y populares (?) para homenajear tan tamaña fecha.
Música y films para disfrutar un día como hoy.

Música de afuera: Como para empezar un listado con lo más obvio, citemos a Rage Against The Machine. La banda que contaba con el particular rapeo de Zack de la Rocha y los innumerables efectos que salían de la guitarra de Tom Morello es número fijo al hablar de bandas revolucionarias. Comprometidos con causas como el EZLN, en sus discos hablaban de opresión, discriminación y otras cositas poco agradables, con una envolvente pared musical que nos hacía trizas contra la pared. Bob Dylan tuvo su momento de protesta, donde dejó unos cuantos himnos que han quedado impresos en la memoria de más de una generación. Artistas británicos como Sting o Peter Gabriel podrán ser burgueses desde el punto de vista de más de uno que quiera buscarle la quinta pata al gato. Eso no quita que sean artistas comprometidos con más de una causa: contra el racismo, las guerras, etc. Midnight Oil, en Australia, siguió un camino similar, defendiendo los derechos de pueblos originarios y de trabajadores.

Darle una oidita a cantautores latinoamericanos: Latinoamérica ha sido siempre una tierra fecunda en lo que hace a cantautores con temáticas comprometidas. Algunos de los ejemplos más notorios los tenemos en Chile con artistas como Víctor Jara y Violeta Parra. En Uruguay Daniel Viglietti seguramente ha adornado de música más de un mitín político. Acá en Argentina el ejemplo que salta a la luz es el querido León Gieco, quien hace más de 30 años lanzó su “Hombres de hierro” (aquel tema que el mismo muchacho de Cañada Rosquín reconoció como pseudoplagio de “Blowin’ in the wind” de Bob Dylan). Hoy en día, sigue haciendo shows solidarios. Y si bien no era compositora, la querida “Negra” Sosa también supo acompañar más de una movida política en pos de la libertad. Si vamos a cosas más rockeras, están Las Manos De Filippi (cómo olvidar aquel Cutral-Có), o algunas cosas más viejas de Bersuit Vergarabat. Sin olvidar a La Tabaré, banda de Uruguay y su manejo de la ironía.

Un buen momento para leer distopías: Dos grandes ejemplos en este item. Por un lado George Orwell con su 1984 y esa visión de un mundo oprimido, vigilado por la mirada atenta del Gran Hermano. Por el otro, está Aldous Huxley y su visión reflejada en Brave New World (Un mundo feliz) y el ensayo posterior a éste, Brave New World revisited. Hace poco leí un artículo en donde decía que la visión de Huxley es más cercana a la realidad que la de Orwell, desde el punto de vista de que el control se ejerce más por el conformismo que por la opresión. Si lo encuentro, lo linkeo…

Recorrer lugares: Caminar y pasear por lugares en donde la gente ha movilizado cosas, es una actividad que refresca la historia. La Bastilla, cuna de la que puede ser la primera revolución del mundo moderno, es un lugar ideal para empezar, más allá de la distancia. Acá podemos pasar por Plaza de Mayo, donde se cuenta que en 1810 el pueblo quiso saber de qué se trataba la cosa y en 2001 la gente salió a protestar contra el estado de sitio. Recorrer museos (de la memoria y de los otros), saber qué paso, para sacar cada uno su propia opinión y respetar la ajena.

Filmoteca pochoclera: Miles de films pueden venir a la cabeza y se me ocurren unos cuantos en pocos segundos. Pero podemos citar los documentales de Michael Moore, por ejemplo. O un par de films. Lógicamente sale a la luz V for vendetta, con ese final impresionante con medio Londres con máscaras y la música clásica y muchas cosas más. O la escena final de Escape from L.A., con un Snake Plissken demostrando que todo le importa, realmente, un carajo. Y muchos, pero muchos más.

Les dejo un videito para cerrar el artículo con Midnight Oil. Fueron invitado a tocar en el marco de las ceremonias de las olimpíadas de Sydney 2000. Justo, una banda que como dijimos antes, lucha por los derechos de los aborígenes, etc, fue invitada por un gobierno que recibió bastantes críticas por parte de dicho pueblo. ¿Qué hicieron los MO? Salieron vestidos de negro, con camisas y remeras que decían “Sorry” (Disculpas), como diciendo que si el gobierno no lo hace, ellos sí pedían disculpas. Y tocaron su máximo hit, que habla sobre los aborígenes… ¡Chupate esa mandarina!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s